TALLER DEL AGUA

CONCURSO DE PROYECTOS PARA ESTUDIANTES DE ARQUITECTURA DE IBEROAMÉRICA, PORTUGAL Y ESPAÑA

La exigencia de sostenibilidad, en última instancia la exigencia de mantener y mejorar la capacidad productiva del medio, supone considerar los impactos ambientales que genera la satisfacción de las necesidades sociales. La consecución de la habitabilidad, de la satisfacción de las necesidades de cobijo de la sociedad y –en primer lugar- de la vivienda, supone la utilización de muy diverso tipo de recursos (materiales de construcción, energía, agua) que, finalmente genera impactos ambientales locales y globales –como el cambio climático- muy considerables.

ACCEDE A LA INSCRIPCIÓN Y FORMULARIO DE SUBIDA DEL TALLER DEL AGUA

NOTA: Si hubiera algún problema con la subida de documentación al formulario puedes enviarnos la propuesta a la dirección: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Una arquitectura –y una ciudad- sostenible va a ser aquella que ofrezca la habitabilidad socialmente necesaria usando recursos cuya disposición y uso no genere destrucción del medio local, ni amenace los sistemas globales que nos hacen el planeta habitable. Para ello es preciso diseñarla atendiendo a su metabolismo, a los flujos materiales que usamos para construir y mantener la habitabilidad que procura, y eso implica una nueva responsabilidad que debe estar integrada en la formación de los arquitectos. 

De esos flujos materiales que moviliza la consecución de la habitabilidad, el flujo cuantitativamente más importante, con mayor capacidad conformadora, y uno de los que mayor incidencia va a tener en el medio local, es el agua. El agua es el más inmediato vector de conexión de la sociedad con su territorio, y su modelo actual de gestión en el medio urbano moderno se encuentra en una crisis que se agrava día a día: el agua se extrae cada vez más de lugares más lejanos y profundos, generando mayores impactos en el medio para captarla y precisando el uso de mayores cantidades energía para movilizarla; el aumento de la exigencia en el nivel de depuración de las aguas servidas para garantizar la calidad del medio receptor requiere procesos de tratamiento cada vez más complejos y costosos que, finalmente, ponen en duda la eficiencia de usar el agua como vector de movilización de la materia orgánica residual doméstica y de otros residuos industriales; el crecimiento de las ciudades supone la impermeabilización cada vez mayor de los suelos, aumentando la velocidad y cuantía de la escorrentía del agua de lluvia y generando problemas de drenaje que superan una y otra vez las infraestructuras previstas para gestionarla.

La forma urbana de la ciudad tradicional ha estado siempre muy determinada por el agua. Más allá de la excepcionalidad de la gestión hídrica en ciudades lagunares como Tenochtitlán o Venecia, o en oasis como Petra o San Pedro de Atacama, la captación y distribución del agua de boca y la gestión del agua de escorrentía de la lluvia, evitando sus peligros y gestionándola para su aprovechamiento, han sido elementos clave en la conformación de las ciudades y en su conexión con el territorio circundante, lecciones que hoy debemos aprender para ser capaces de satisfacer las necesidades de la vida actual manteniendo la calidad del medio.

Una lección que debe aprenderse considerando el agua, la gestión hídrica de los asentamientos, como un precioso recurso para abordar la transformación sostenibilista de nuestras ciudades y para procurar una arquitectura consciente y responsable de su relación con el medio.

TEMA

El proyecto debe abordar la producción de arquitectura en un medio urbano o rural caracterizado por una fuerte impronta natural y cultural del agua, en la que la respuesta que el proyecto ofrezca no sólo aborde de forma pertinente las cuestiones paisajísticas de ese entorno, sino ofrezca un modelo sostenibilista de relación con el agua, que permita entender y aprovechar ese recurso en el marco de un medio fuertemente caracterizado por su presencia (o por su ausencia).

PARTICIPANTES

Alumnos de los dos últimos cursos de carrera en Facultades o Escuelas de Arquitectura de Iberoamérica, Portugal y España.

El trabajo debe ser desarrollado en el marco de sus clases de Proyectos, como un ejercicio del programa del curso con la duración  que el/la profesor/a responsable estime conveniente y oportuna.

UBICACIÓN

A elegir por cada centro universitario, en un ámbito en que el agua tenga, por su presencia (o por su ausencia), un marcado protagonismo geográfico e histórico (mar, río, lago, delta, marisma, pantano… litoral continental, isla, archipiélago, oasis…)

EMPLAZAMIENTO

En el lugar seleccionado, urbano o rural, cabrá delimitar una superficie de una hectárea (1 Ha.), con su topografía real, como emplazamiento del proyecto. Para la consideración del sistema hídrico, deberá tenerse en cuenta el ámbito completo de la micro-cuenca en la que se halle el emplazamiento, tanto aguas arriba como aguas abajo de él. 

PROGRAMA

Vivienda colectiva en régimen de alquiler para personas de escasos recursos económicos.

Cincuenta (50) unidades de alojamiento de cincuenta metros cuadrados (50 m2) construidos como máximo. Se pueden hacer agrupaciones de unidades con menor o con mayor superficie, según las características demográficas de cada emplazamiento, siempre que no se superen los tres mil metros cuadrados (3.000 m2) en total del conjunto a construir.

La máxima relación permitida entre superficie construida y superficie útil será de 1,2 (ver nota 1).

CONDICIONES URBANAS

Como máximo, la edificación ocupará un 25% de la superficie de los terrenos. 

El resto de las condiciones urbanísticas que afecten a la edificación –como su altura máxima- la definirá cada centro universitario, en función de la normativa de cada lugar y, en cualquier caso, estarán justificadas en relación con el entorno.  

Hay que considerar las necesidades de conexión de las viviendas con los servicios y equipamientos urbanos no contenidos en el proyecto, por lo que se preverán los sistemas de movilidad de personas y materiales y se reservarán los espacios e instalaciones precisos para proveerlos.

COSTES

Tanto la edificación como el resto de la intervención en los terrenos seleccionados, han de presupuestarse de forma que las viviendas puedan ser amortizadas y mantenidas con el pago del alquiler en veinte (20) años, teniendo en cuenta que las personas que ocupen estos alojamientos no han de abonar más del 15% del salario mínimo interprofesional anual que esté vigente en cada país durante el año 2012 (ver nota 2). 

PRESENTACIÓN

Definición a nivel de Proyecto Básico y en formato digital con los siguientes planos y documentos de carácter obligatorio:

  • Implantación, Escala 1/500.
  • Conjunto (plantas, secciones, alzados), E 1/200.
  • Urbanización, E 1/200.
  • Unidades de alojamiento (plantas, secciones, alzados),  E 1/50.
  • Memoria justificativa, descriptiva y constructiva, haciendo mención especial a la relación de la propuesta con el agua (como paisaje, como recurso básico, como relación con la historia, como factor estructural de la idea que contenga el proyecto).
  • Resumen económico.

ENVÍO DEL PROYECTO

El envío se realizará antes del 13 de abril de 2012. Toda la documentación del proyecto a presentar se remitirán en un único archivo pdf. con un tamaño máximo de 10 MG. La remisión de la información se realizará a través de la web de la BIAU (www.bienaliberoamericana.org) rellenando el formulario de datos correspondiente.

ACCEDE A LA INSCRIPCIÓN Y FORMULARIO DE SUBIDA DEL TALLER DEL AGUA

JURADO

Albert Cuchí. España. Portavoz

Pablo Beitia. Argentina.

Carlos Morales. Colombia. 

PREMIOS

El/los autor/es del proyecto mejor clasificado por el jurado y su profesor/a serán invitados a Cádiz, para participar en la VIII BIAU y para exponer allí su trabajo.

Se otorgarán tres menciones.

Todos los proyectos seleccionados serán publicados y mostrados en el Catálogo y Exposición del evento.

NOTAS

1. Según la Orden ECO/805/2003, de 27 de marzo:

  • Superficie útil. Es la superficie del suelo delimitado por el perímetro definido por la cara interior de los cerramientos externos de un edificio o de un elemento de un edificio, incluyendo la mitad de la superficie del suelo de sus espacios exteriores de uso privativo cubiertos (tales como terrazas, balcones y tendederos, porches, muelles de carga, voladizos, etc.), medida sobre la proyección horizontal de su cubierta.No se considerará superficie útil la superficie ocupada en planta por cerramientos interiores fijos, por los elementos estructurales verticales, y por las canalizaciones o conductos con sección horizontal superior a los 100 centímetros cuadrados y la superficie del suelo cuya altura libre sea inferior a 1,5 metros.Tampoco se considerará superficie útil la ocupada por los espacios exteriores no cubiertos.
  • Superficie construida. Es la superficie útil, sin excluir la superficie ocupada por los elementos interiores mencionados en dicha definición e incluyendo los cerramientos exteriores al 100 % o al 50 %, según se trate, respectivamente, de cerramientos de fachada o medianeros, o de cerramientos compartidos con otros elementos del mismo edificio.

2. Según el Ministerio de Trabajo e Inmigración del Gobierno de España, el Salario Mínimo Interprofesional es:

  • La cuantía retributiva mínima que percibirá el trabajador referida a la jornada legal de trabajo en cualquier actividad de la agricultura, industria o servicios, sin distinción de sexo u edad de los trabajadores, sean fijos, eventuales o temporeros, o sean personal al servicio del hogar familiar.
  • El salario mínimo interprofesional se fija anualmente por el Gobierno, mediante Real Decreto, previa consulta con las organizaciones sindicales y asociaciones empresariales más representativas, teniendo en cuenta el índice de precios al consumo, la productividad media nacional alcanzada, el incremento de la participación del trabajo en la renta nacional y la coyuntura económica general. La cuantía se fija en salario/día y salario/mes y en el caso de empleados de hogar se fija también en salario/hora.
  • En cómputo anual para 2011 la cuantía del Salario Mínimo Interprofesional, incluidas las pagas extraordinarias, no será inferior a 8.979,60 euros para trabajadores con jornada legal completa.
Artic